Follow by Email

domingo, 23 de setembro de 2007

la niña que volo ...


me gustaria de contar una história que le contaba a julia cuando era pequeña y no le gustaba comer ... le contaba yo que ... una vez habia una niña que se llamaba remedios y que era muy mala para comer, la mamá siempre le decia que eso no era bueno para la salud e incluso que quien sabe las cosas, los problemas que le traerian futuramente ... pobre mamá ... sufria por ver a su hija tan delgadita ... tan sin fuerzas ... pero lamentablemente la niña esta era tan terca ...

un dia paso que la mamá la pidio un gran favor a su hija ... le pidio que fuera al patio a tenderle las sabanas al cordel ... la niña que era muy quedaita ... no le gusto mucho la idea de hacer fuerza, con lo flaca que era ... pero en fin ...le hizo caso a su mamá ... como casi simpre los hijos le hacen caso a sus mamás ...

sucedio que la niña ... se puso a tender ... y de repente ... se hizo un remolino tan fuerte pero tan fuerte que la niña sujeto con tanta fuerza la sabana ... que comenzo a volar ... el viento la levanto como quien sopla un plumita ...

pobrecita ! ...

de tan asustada ni tuvo tiempo de gritar ...

la mamá la comenzo a echar de menos y la llamaba ... pero nada...

hasta que de repente miro hacia el cielo ... y ... la encontro volando ...

la mamá nunca más la volvio a encontrar ... y la niñita nunca mas bajo ...

o que se yo...

a que lugares misterioso el viento la llevo ...

... el cielo es imenso ...

a julia le daba un misto de miedo y placer esta historia que le inventaba ... claro, la inventaba de la historia de gabriel garcia marques en sus "cien años de soledad" ... cada yo dia le ponia una cosita nueva ... una nueva entonación ...

un dia hace mucho ... ahora que julia no es tan pequeña, se recordo de esta historia ... y me dijo mamá:

cuando pequeña miraba siempre el cielo ... con la esperanza de verla volando ... nunca te lo conte ...




2 comentários:

gorrión disse...

...me encantó este cuento y con él inauguro este planeta ( tu precioso planeta) lleno de cosas hermosas que disfrutaré poco a poco para no perderme nada y es que ya sabes que los árboles que hablan necesitan tener sus hojas muy abiertas para recibir nuevas historias, nuevos poemas, nuevas vivencias...nuevos amigos.Gracias por pasar por el bosque porque allí te estaba esperando para ofrecerte tu ya mullida y cálida rama .Besos desde el bosque profundo de Asturias!

gorrión disse...

jajaja...preciosa princesa,precisamente para llegar preparado al descanso me suelo regalar un chocolate caliente y unos poemas ardientes, jajaja, y así, una vez satisfecho mi cuerpo y mi corazón...ya tengo lista mi alma para que navegue ligera hasta lejanas estrellas...donde curiosamente siempre encuentro a seres hermosos que me ofrecen sus brazos para arroparme y así sentirme querido y en paz.Quizás esa misma niña que voló por los aires se encuentra allí.Muchas gracias por velarme desde tu estrella querida amiga!